Conecta con nosotros

Sociedad

Entregaron el primer subsidio a una persona accidentada para su recuperación

El Programa Ayudas Urgentes es una política de acompañamiento desde el Estado, que brinda asistencia socioeconómica a personas físicas, organismos gubernamentales y organizaciones no gubernamentales que se encuentran atravesando situaciones de emergencia y/o urgencia.

Un hombre de Salta, padre de siete hijos, quien sufrió un siniestro vial con su moto, se fracturó la pierna y aún no pudo volver a trabajar se convirtió en el primer beneficiario de un subsidio que cubre los gastos básicos familiares durante el proceso de recuperación.

Esto fue posible «gracias al trabajo conjunto la línea 149 de la Agencia Nacional de Seguridad Vial, y el Programa Ayudas Urgentes del Ministerio de Desarrollo Social de la Nación», informó este lunes la ANSV en un comunicado en el que detalló que se trata del primer subsidio de este tipo que se otorga en el país y de un beneficio «que no tiene antecedentes en el mundo».

Rodolfo Tanga se accidentó el 24 de marzo pasado, en la ciudad Salta mientras llevaba a su nieta en moto al jardín de infantes cuando un vehículo se le cruzó, no pudo esquivarlo y terminó cayendo al asfalto.

Su nieta no tuvo secuelas, pero él sufrió una fractura en su pierna derecha y fue operado.

Tanga tiene 43 años, es padre de siete hijos, se dedica al arreglo de electrodomésticos y toda la familia depende de sus ingresos, detalló el comunicado difundido por la Agencia Nacional de Seguridad Vial.

Además, indicó que, a raíz de la operación, debió permanecer internado durante 20 días y que aún se encuentra atravesando el proceso de rehabilitación, por lo cual no pudo volver a trabajar hasta el momento.

Gracias a un convenio firmado entre la Agencia Nacional de Seguridad Vial (ANSV), organismo del Ministerio de Transporte, y el Ministerio de Desarrollo Social de la Nación, se logró asistir económicamente a la víctima «para cubrir los gastos básicos de él y su familia durante el proceso de recuperación».

«El caso de Rodolfo y su familia es el mejor ejemplo del rol que debe cumplir el Estado: además de trabajar en una mejora constante en seguridad vial, cuando sucede un siniestro y hay una familia afectada, el Estado debe estar presente para acompañarla y asistirla para sobrellevar el momento difícil», señaló el ministro de Transporte de la Nación, Alexis Guerrera.

«Nuestra misión es acompañar a quienes sufren. Y por ello trabajamos junto a la Agencia Nacional de Seguridad Vial para ayudar a las familias que necesiten una asistencia financiera en medio de una situación de mucho dolor», expresó el ministro de Desarrollo Social de la Nación, Daniel Arroyo.

El Programa Ayudas Urgentes es una política de acompañamiento desde el Estado, que brinda asistencia socioeconómica a personas físicas, organismos gubernamentales y organizaciones no gubernamentales que se encuentran atravesando situaciones de emergencia y/o urgencia.

Gracias a un convenio firmado este año entre la ANSV y el Ministerio de Desarrollo Social de la Nación, se incluyó a las y los familiares de víctimas de siniestros viales en este programa.

El subsidio se evalúa caso por caso y no está destinado a gastos médicos o de rehabilitación, ya que esa asistencia se presta directamente a través del sistema de salud público.

Por su parte, el director ejecutivo de la ANSV, Pablo Martínez Carignano, señaló que «los siniestros viales afectan con mayor dureza a los pobres y, por eso, la presencia del Estado es imprescindible».

La Red Federal de Asistencia a Víctimas y Familiares de Víctimas de Siniestros Viales es un servicio gratuito que funciona en todo el país, las 24 horas del día, durante los 365 días del año, a través de la línea de atención telefónica 149 opción 2.

La ANSV recordó que, ante una situación de emergencia, se debe llamar siempre primero al 911.

Continuar leyendo
Haga clic para comentar

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *