Conecta con nosotros

Espectáculos

La «Hora cero» de la música de Piazzolla pasa por las percusiones de Paralelo 33º

El centenario del nacimiento del compositor y músico marplatense generó una larga serie de tributos y homenajes entre los que se destaca el álbum propuesto por este cuarteto.

El centenario del nacimiento de Astor Piazzolla generó una larga serie de tributos y homenajes entre los que el álbum «Hora cero», propuesto por el cuarteto de percusión Paralelo 33º, asoma como uno de los más originales y logrados por abordar parte de la obra piazzolliana desde marimba, timbal, batería y vibráfono.

«En cierta forma nos enamoramos de la música de Piazzolla desde hace tiempo porque entendemos que tiene todos los ingredientes que hace que combine tan bien con nuestros instrumentos: el ritmo, la energía, el lirismo, la melancolía, lo ciudadano», señala a Télam el timbalista Martín Diez.

El músico que desde 1995 comparte Paralelo 33º con Marcos Cabezaz en marimba, Pablo La Porta en batería y Fabián Keoroglanian en vibráfono, considera que «a cada uno de esos elementos presentes en Piazzolla tratamos de encontrarle una voz con nuestras herramientas».

Para plasmar esa posición estética, la agrupación recurrió a un repertorio integrado por «New Tango», «Buenos Aires hora cero», «Allegro Tangabile», «Milonga del Ángel», «Fuga y misterio», «Escualo», «Laura’s Dreams» y «Libertango», este último con la participación especial de Daniel «Pipi» Piazzollacomo artista invitado.

Télam: ¿De qué manera se sumó Daniel «Pipi» Piazzolla y cómo tomó la noticia de este trabajo en torno a su abuelo?

Martín Diez: «Pipi» es un amigo desde hace mucho y ya habíamos compartido otros proyectos, por ejemplo tocando junto a Escalandrum. Se enganchó desde el primer momento que le propusimos participar. Para nosotros es un honor por lo que significa su legado musical y por el gran músico que es.

T: ¿Cómo nace «Hora cero», este segundo disco de Paralelo 33º?

MD: La música de Piazzolla nos viene acompañando desde hace mucho tiempo. Nuestro primer disco del año 2001 abre con una versión de «Zita» de la «Suite Troileana» de Piazzolla. Desde ese momento siempre volvimos a la música de Astor a lo largo de nuestras presentaciones. En el año 2018, como artistas en residencia en la Usina del Arte, Adrián Iaies nos propuso dedicar cinco conciertos a cinco compositores y entonces Piazzolla fue uno de ellos. Para el centenario del nacimiento de Astor nos pareció una buena oportunidad registrar ese trabajo.

T: Más allá de la experiencia en la Usina del Arte ¿Tocaron este repertorio en vivo?

MD: Si, salvo «New Tango» y «Laura´s Dream» que los preparamos especialmente para los conciertos en la Usina y que después repetimos en el Festival de Tango de 2019, todo lo demás lo veníamos interpretando en diferentes oportunidades. Ojalá que cuando volvamos a tocar podamos darle mucho rodaje a estos temas.

T: ¿Tienen planificados alguna presentación formal de «Hora cero»?

MD: Sí, queremos hacer la presentación en vivo este año.

T: ¿Cuánto trabajo les demandó trasladar la obra de Piazzolla a los instrumentos de percusión del cuarteto?

MD: Es la consecuencia de un trabajo de muchos años. Los diferentes arreglos se fueron dando a través del tiempo y se tocaron mucho. Fabián Keoroglanián hizo un gran trabajo en los arreglos que servirían de base para lo que terminó dándose en el transcurso de los ensayos y los conciertos. Cuando nos abocamos a la grabación también surgieron un montón de ideas, cuando escuchás las cosas una y otra vez te da la oportunidad de enriquecerlas. Ahí surgió especialmente la mano de Pablo La Porta en la producción artística. Un poco la idea es olvidarte que estás escuchando instrumentos de percusión y disfrutar de la música por sí misma. Estamos muy felices con el resultado.

T: ¿Qué desafíos les planteó el repertorio de «Hora cero» como instrumentistas?

MD: Plasmar las ideas musicales de Astor y captar su energía. Somos conscientes que nuestros instrumentos no estaban en su cabeza al momento de componer. Ahí está el desafío de encontrar su idea en el fraseo, la acentuación, las combinaciones de timbres.

T: ¿Qué significa este álbum para Paralelo 33º?

MD: Nos dio la oportunidad de abordar este hermoso repertorio de la manera que queríamos, sin guardarnos nada. Y dejar todo este trabajo registrado de la forma que nos imaginábamos.

T: ¿Sienten que el disco también abre un universo interpretativo para la percusión?

MD: Este disco habla de nosotros interpretando a Piazzolla, es nuestra mirada, nuestra voz. La música de Piazzolla ha sido muy versionada y los instrumentos de percusión no son la excepción, sabemos que no somos los únicos y en ese contexto queremos dejar nuestro aporte con nuestra personalidad.

Continuar leyendo
Haga clic para comentar

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *